Patricio Sánchez, alcalde de Latacunga. FOTO W.C. LA GACETA

La Autoridad Municipal en respuesta a la decisión de los moradores de San Felipe, aseguró que la obra está adjudicada e iniciarán los trabajos  en aproximadamente tres semanas, y que en caso de haber la oposición de la gente a los trabajos, pedirá el apoyo de la fuerza pública y de la gente que apoya el proyecto.

Patricio Sánchez, alcalde de Latacunga, en relación a la decisión tomada por los moradores de San Felipe, dijo que 80 personas reunidas no pueden pedir que se suspenda una obra macro a ser ejecutada en el sector, que beneficia a Latacunga y a la provincia.

El paso deprimido no les afecta en nada a los moradores del sector. Anotó que Alberto Salvador mediante mentiras, está señalando que con la ejecución del proyecto no tendrían ingreso a San Felipe, lo cual no es cierto y que dicha persona conoce el proyecto, porque ha sido parte de la sociabilización con anterioridad. “A lo mejor, la obra le vaya afectar a su negocio de la venta de su licor y hoy con la presencia de algunos moradores, está solicitando la suspensión de la obra, lo que no lo voy a permitir” dijo el Alcalde.

Sánchez aseveró que la obra está adjudicada y que los trabajos iniciarían en un lapso de tres semanas. Apuntó que la ejecución del paso deprimido, cuenta con el apoyo de 10 parroquias rurales, la Universidad Técnica de Cotopaxi, transporte urbano, taxis, camionetas y transporte pesado.

La autoridad municipal advirtió que si la gente no permite la realización de los trabajos del paso deprimido en el sector de El Molinero, solicitará  el apoyo de la Policía Nacional y los ciudadanos que están apoyando en forma masiva, ya que el proyecto ayudará al descongestionamiento vehicular de la ciudad.

Sánchez aseveró que la obra “se hace porque se hace, no podemos permitir que por capricho de algunas personas, el proyecto no se ejecute. Una obra macro para beneficio de la ciudad”. (I)

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

9 + uno =