Cárcel de Cotopaxi fuera de control

0
462

Desde la tarde del jueves se viven momentos de terror en el interior del Centro de Privación de Libertad (CPL) de Cotopaxi, donde se escucharon varias detonaciones de armas de fuego y de apoco iban llegando las ambulancias para atender a los heridos de este nuevo enfrentamiento, además del ingreso de grupos tácticos de la Policía Nacional para tratar de retomar el control de la cárcel.

Hasta el mediodía de jueves se reportaban 14 privados de la libertad fallecidos y 41 heridos entre presos y policías quienes se recuperan en casas de salud de Latacunga y Quito, además se reporta un gran daño en la infraestructura interna y externa del centro penitenciario, lo que dejó vulnerables las seguridad; además se fugaron un número indeterminado de privados de libertad. Hasta el momento alrededor de 67 presos han sido recapturados y trasladados nuevamente al centro carcelario.  

Oswaldo Coronel, gobernador de Cotopaxi, manifestó apenas supieron de los hechos registrados trataron de retomar el control por lo que de inmediato dieron a conocer sobre los acontecimientos al viceministro de gobierno además de pedir el refuerzo de las Fuerzas Armadas.

Dijo que desde antes venían venir este tipo de hechos porque la situación era muy delicada, sobre todo porque ayer utilizaron armas de fuego de alto calibre, explosivos lo que ocasionó que se dé una gran destrucción en el centro penitenciario.

Para atender a los heridos el Ministerio de Salud activó nueves unidades hospitalarias en los cantones vecinos, incluso en Ambato, los que pusieron a disposición las unidades médicas y personal. A las 22:00 los fiscales acudieron hasta el Centro Penitenciario y al Hospital General a realizar el levantamiento de los cadáveres.    

A las 02:30 de este jueves las autoridades retomaron el control del centro penitenciario en cuanto al tema del amotinamiento, en la coordinación participaron Fuerzas Armadas, Policía Nacional; sobre todo reconoció el trabajo de los cuatro policías heridos quienes tuvieron que repeler el primer embate por parte de los presos.

La madrugada de este jueves tuvieron la noticia de la fuga masiva de privados de la libertad que se registró entre las 05:00 a 05:30 de la madrugada. “El centro penitenciario quedó muy afectado después del amotinamiento, las seguridades internas y externas de mallas y filtros de seguridad fueron destruidos, lo cual dejo vulnerable el centro”, aseveró.

La ubicación del perímetro externo de seguridad de policías y militares permitió la recaptura de cerca de 67 privados de libertad hasta el momento se desconoce el número de privados de libertad que se fugaron, al ser una responsabilidad del SNAI, pero por temas de seguridad ellos aún no pueden acceder a los pabellones para realizar un censo real y efectivo de las personas que se encuentran en la cárcel  y aquellos que evadieron las seguridades.

Cristian Echeverria, jefe del distrito Danzante Pujilí-Saquisilí dio a conocer que apenas conocieron sobre la fuga masiva iniciaron con los operativos de recaptura con lo que pudieron retener a siete presos en el sector de Chantilín, fueron encontrados escondidos entre la maleza. La captura de los presos lo realizaron por la ayuda de los moradores del sector.

Los presos fueron trasladados hasta la Unidad de Policía Comunitaria (UPC) y de ahí fueron llevados bajo estrictas medidas de seguridad hasta la cárcel para que se realicen los trámites de ley.

Preocupación

Luis Vargas, secretario de la Jatarishun, manifestó que están preocupados porque hasta el momento las autoridades no responden por los muertos y los heridos que se registran en los amotinamientos lo que causa indignación, por lo que organizarán una marcha provincial para pedir que  

Dijo que es importante que las autoridades tomen en cuenta las seguridad de Saquisilí, porque está más cerca del centro penitenciario, por lo que mantendrán una reunión en la organización, tienen bastante temor sobre todo porque a las 06:00 de este jueves recapturaron a los fugados.

“En muchas de las casas los compañeros están solos y son personas de la tercera edad o niños y con este hecho se quedan vulnerables a los peligros”, finalizó.