Personas con discapacidad, se capacitaron previo a instalar su centro de masajes.   FOTO M.S. LA GACETA

La discapacidad no es una limitante, la tienen claro quienes quieren emprender con la creación de un centro de masajes en Latacunga. De este grupo, el 80% es de personas no videntes, que requieren enfocarse en una nueva opción de trabajo y la mejor herramienta son sus manos, pero  necesitan apoyo.

El Servicio de Inserción Laboral para personas con discapacidad (SIL) Cotopaxi, dentro de las normativas vigentes y estrategias a nivel nacional, trata de seguir ayudando a dichas personas, para que puedan conseguir un empleo, sin embargo, para aquellas que no alcanzan un trabajo,  el objetivo es generar procesos de emprendimientos productivos, explicó Luis Bautista, promotor laboral del SIL.

Para esto se ha emprendido en talleres y este año es el tercero en el que se ha desarrollado.  Actualmente está ayudando en la capacitación para la creación de un centro de masajes, idea que surgió de personas no videntes, que  en un 80% tiene  esta discapacidad.

Primero son centrados en el concepto de emprendimiento y posteriormente viene la investigación de mercado y producto, así como también la oferta y demanda. Con ello se anexan las estrategias de ventas y al tener estos temas fijos, se introducen al tema de los masajes.

Gioconda Bravo habló en representación de sus compañeros e indicó que este servicio lo dan en los países de Perú, Colombia y Ecuador (Quito), donde las personas con discapacidad visual, han tenido la oportunidad de capacitarse  en rehabilitación y masajes y desde ahí  nace la idea para formar un grupo y crear un centro de masajes en Latacunga.

Bravo señaló que dentro de este conjunto, también hay profesionales que por su discapacidad no pueden continuar ejerciendo la carrera, entonces, necesitan enfocarse en otra opción de trabajo y la mejor herramienta son sus manos.

Bautista reveló que el dinero, tratarán de conseguirlo mediante autogestión o a su vez hacer un crédito a través del Mipro de BanEcuador.  Refirió que en Salcedo también se pudo ayudar para la creación de un proyecto de crianza de pollos e igualmente se pretende hacerlo en Sigchos y Pujilí.

Se ha podido emprender  y cristalizar emprendimientos productivos como la crianza de especies menores, aves, chanchos, producción de leche y quesos, siembra y cosecha de hortalizas,  etc. El seguimiento es constante, “primero porque adquieren una responsabilidad que debe ser asumida como tal, pero sobre todo, es su fuente de ingreso económico”. Bautista comentó que la discriminación existe en todas partes, “nosotros somos personas de mucha lucha y lo demostramos en el hecho de poner más ganas para seguir demostrando al resto, que las personas con discapacidad no son incapacitados, sino que tenemos una limitación que impide desarrollarnos al igual que el resto, pero  podemos ser superiores en otras cosas”.

Gioconda Bravo resaltó que actualmente, el estrés está presente tanto en niños, jóvenes, adultos y personas de la tercera edad. “No es que somos limitados, sino que estamos en iguales condiciones, simplemente tenemos una pequeña limitación  que es la visión, pero somos capaces de hacer todo, porque nuestro  lema es que podemos seguir adelante y ponernos  al servicio de la sociedad”.

Frente a esto, cualquier institución que desee apoyarles, puede localizarles en las instalaciones del SIL, que está ubicado en la calle General Maldonado Nro. 107 y Antonia Vela o en las oficinas del exConsejo Nacional Electoral. Exteriorizó que hace falta un lugar adecuado y los equipos, entre otras necesidades. (I)

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

13 + 19 =