Se dice que en cuerpo sano, mente sana. Sin duda todas las actividades que implican la recreación y aprendizaje durante el tiempo libre permiten un mejor desarrollo personal de los individuos.
Por desgracia, en muchas ciudades, incluyendo la nuestra, las actividades recreativas se asocian al poder adquisitivo. Se considera normal que solamente quien tiene dinero puede acceder a talleres y demás actividades relacionadas al deporte, la cultura y el arte. Como consecuencia: en los adultos causa una mayor incidencia de estrés mientras que en los más jóvenes significa la desocupación y el sedentarismo.
Cabe mencionar que además de la estabilidad económica, la seguridad y los factores ambientales; las actividades de recreación aportan fundamentalmente para contar con una vida plena. Tal es así que según el Informe Mundial de la Felicidad de 2018, elaborado por las Naciones Unidas, Chile ocupa la tercera posición a nivel de Latinoamérica, después de Costa Rica y México.
Al estar aquí en Chile, he podido evidenciar algunas de las razones de por qué este país ocupa dicha posición. No está por demás decir que Chile tiene una posición privilegiada en la economía latinoamericana, gracias a su industria local y su increíble capacidad de exportación. Por otro lado, está la seguridad gracias a una política rigurosa en el cumplimiento de la ley y el accionar acertado de la policía.
Tambien incide en la calidad de vida, la presencia de innumerables espacios recretaivos dirigidos para todas las edades. Durante mi estancia, había considerado la necesidad de ocupar mi tiempo libre y en la búsqueda para mi sorpresa me topé con una oferta de actividades sumamente amplia y variada. Desde clases de yoga, baile, artes marciales, futbol, tenis y gimnasia, actividades semanales como ferias, festivales y competencias deportivas, hasta talleres para la tercera edad y terapias para personas con Síndrome de Down. Todos ellos, completamente gratuitos.
A esto se suma la existencia de un amplio circuito de ciclo paseo, bibliotecas, salas comunales e innumerables áreas de recreación con máquinas de ejercicio casi en cada manzana. De manera que la población tenga siempre alguna opción en la cercanía de su hogar y durante todo el año. Sin duda infraestructuras y proyectos planificados que repercuten de manera positiva en las personas y su calidad de vida.
Volviendo a nuestra ciudad, si bien las autoridades han emprendido ejemplarmente talleres gratuitos infantiles; todavía existen sectores de la población que no son tomados en cuenta. Está también la falta de espacios verdes, a los que con irreverencia talaron sus árboles.. Vergonzosamente el único parque de recreación con el que cuenta Latacunga no da abasto y las familias se ven en la necesidad de viajar a otras ciudades.
A mi criterio, las obras no solo deben enfocarse en avenidas y calles, también es trascendental crear espacios para la recreación así como también implementar actividades dirigidas a todos los grupos de edad que fomenten el aprendizaje y el entretenimiento y consecuentemente una mejor calidad de vida.(O)

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

trece + 4 =