Las personas privadas de libertad más receptivas en adquirir los conocimientos (Fotos cortesía Junta de Cruz Roja).

La Junta Provincial de la Cruz Roja de Cotopaxi trabaja directamente mediante capacitación a personas privadas de libertad (PPL) del programa “Los Centinelas”, el 11 de noviembre comenzarán con el curso de apoyo psicosocial, (conductas suicidas) y posterior un curso de autocuidado al interviniente, cada uno tendrá una duración de 30 horas.

Aproximadamente 30 personas son las que participan en la primera parte de formación que les permite tener la capacidad para brindar ayuda al resto de sus compañeros. Con el primer curso los PPL podrán identificar conductas no apropiadas, posturas que tiene una persona con tendencia al suicidio, tipificación de patrones culturales o conductuales.

Mientras que el segundo taller de autocuidado al interviniente aprenderá autoprotegerse ellos mismos después de brindar asistencia y que hayan presenciado algún problema de suicidio o estrés “es importante que no solamente se puede socorrer a otro, sino también saber cómo ayudarse uno mismo”, explicó Mónica Freyle, coordinadora del Centro de Capacitación Junta Provincial de Cotopaxi.

Después que concluya este proceso se hará llegar los certificados a cada uno de los participantes, según Freyle, el interés de las personas privadas de libertad ha sido bastante alto y sorprendente en el nivel de atención y concentración que tiene “son muy receptivos y nos han sorprendido con las calificaciones que son muy altas”.

Estas prácticas se dictarán los fines de semana, seis horas por día y serán impartidas por cinco instructores de Cruz Roja que previamente han recibido la formación necesaria para facilitar los temas propuestos.

Además, son líderes en apoyo psicosocial y emergencias. “tenemos un amplio conocimiento para dar pautas de identificación de conductas que pueden llegar a desatarse en un mayor problema”, expresó.   

Anteriormente un grupo de 29 PPL conocieron las acciones sobre primeros auxilios básicos, los beneficiarios fueron escogidos en base a un estudio y análisis mostrando patrones conductuales altos para poder brindar ayuda, permitiendo a los instructores estar con ellos sin mayor seguridad.

Inicialmente este proyecto estaba pensando desarrollarlo con recursos de la Unión Europea, pero lamentablemente los fondos fueron cancelados, entonces la Cruz Roja, como parte de los servicios destinan un 20% a las obras misionales del voluntariado, pero en esta ocasión el CRS está supliendo con lo que es transporte y alimentación.(I)

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

dieciocho + once =