Y no llegaron a la final, como todos esperaban.

Efectivamente llegaron a una posición expectante; pero el contendor fue difícil. Se hizo de la iniciativa y ni la perdió nunca, los de la TRI acostumbrados al triunfo no lo esperaban, hasta ver con ambos ojos la realidad.

Mientras tanto los ecuatorianos sufrieron esta realidad.(O)