Personas privadas de la libertad, que permanecen en el Centro de Rehabilitación Social de Cotopaxi (Foto archivo)

La Comisión de Pastoral Carcelaria de la Diócesis de Latacunga, este lunes compartió con alrededor de 190 internas del Centro de Rehabilitación de Cotopaxi por  el Día del recluso. El objetivo de este acontecimiento, fue exponer a la sociedad que a pesar de haber cometido errores, tienen derechos y oportunidades, además de sembrar en ellos, el mensaje de vida y paz.

El 12 de junio se celebra el Día del recluso y en la web se detalla que este día es escogido  para festejar, no precisamente el hecho de estar privados de la libertad, sino para mostrarle a la sociedad que a pesar de haber cometido errores, tienen derechos y oportunidades para rehabilitarse y reinsertarse.

La Pastoral Carcelaria de la Diócesis de Latacunga, conformada por un grupo de personas voluntarias y sacerdotes, semana a semana visitan el Centro de Regional de Cotopaxi, con la intención de compartir la vida con tantos ciudadanos que, quizás con sus manos han causado mucho dolor, pero a las cuales se acompaña con la palabra de Dios mediante la catequesis, explicó el padre Manolo Prado, representante de la comisión.

Ayer lunes,  mediante un programa especial se pudo festejar a alrededor de 190 internas. El equipo desde muy temprano se alistó para poder asistir al centro penitenciario y celebrar su día con misa, música y danza.

Dicha comisión mediante la autogestión, puedo armar kits de aseo personal, que consistían en un jabón, pasta y cepillo dental, toallas higiénicas, shampoo y un papel higiénico, además de un refrigerio.

“Para aplaudir la vida hay que tener alguien cerca”, expresó el padre Manolo Prado. Acotó que es un trabajo con los “excluidos” o quizás mal vistos por la sociedad por sus culpas, pero con ellos se comparte el pan y pretenden seguir haciéndolo. (I)

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

11 + dieciseis =