José Gabriel León, notario del cantón Latacunga.

Inscribir un contrato dentro en las notarías del país, garantiza una convivencia amigable entre el arrendador y el arrendatario para evitar conflictos.

 José Gabriel León, notario del cantón Latacunga, informó que la obligación que tenían los municipios y los juzgados de inquilinato de las cortes provinciales de justicia, fueron trasladados a las notarías del país, en este marco, estas dependencias cuentan con la potestad para inscribir los contratos de arriendo dentro de su jurisdicción.

Implica que aquello, que el arrendador como arrendatario realicen un contrato de arrendamiento de forma clara y precisa, garantizando seguridad y certeza de que cuentan con un respaldo para las partes.

El Notario destacó que en la ciudad han habido casos donde el propietario arriendó inmuebles para vivienda, negocios  a personas extranjeras, luego de dos meses desaparece la persona que arrendó y ingresan a dicho inmueble varias familias creando un conflicto, por ello la recomendación a la población es que al momento de realizar el arriendo de un inmueble previamente realicen un contrato donde se establezcan condiciones  como el plazo y costo del arriendo y posteriormente sea inscrito en cualquier notaría.

El trámite para inscribir un contrato es rápido y sencillo, deben llevar el documento en tres ejemplares, más la cédula, papeleta de votación y si es extranjero el pasaporte, el proceso toma 15 minutos, el costo es el 10% del valor del arrendamiento, este proceso da seguridad a las partes.

José Gabriel León, indicó que el contrato es ley para las partes, y podrán ejercer derechos tanto  el arrendador  como el arrendatario, para una  convivencia amigable  entre las partes; recordó que en los últimos tiempos ha incrementado la cultura de realizar un contrato e inscribirlo en una notaría.