Mientras la empresa francesa que está a cargo de hacer la planta de tratamiento del Plan Maestro de Alcantarillado de nuestra ciudad, va cumpliendo y adelantándose a los plazos, la empresa local encargada del tema de la red, parece que se encuentra en veremos, es decir vamos a tener una muy bien concebida planta de tratamiento de aguas, pero no podrá funcionar por la falta del complemento, que es la red. 

No se sabe cómo se está manejando el tema, pero mientras dura la obra hay que cumplir plazos y metas, existe un Concejo Municipal, que es el encargado de la auditoría y revisión de la misma, pero como lo vemos en este caso, el mismo demuestra una vez más su inutilidad. No quisiéramos pensar que el Concejo de este periodo ha venido únicamente a calentar el puesto y a buscar de qué ángulo sacan provecho a su estadía por la municipalidad.

Al parecer en este periodo no se logrará concretar esta obra tan necesaria para nuestra ciudad, da verdadera tristeza la pobre gestión del Concejo de Latacunga, cuando más plazas de empleo se requieren  en estos momentos de crisis, no se puede llegar hacia ningún lado, por la triste realidad de contar con gente que no está preparada, ni tampoco le interesa tener ese espíritu de superación, para aprender a solucionar, pero sobre todo, aprende a empaparse de  problemática y las necesidades de nuestra tierra.  

Al parecer éste será un periodo más en el cantón Latacunga, que pasará sin pena ni gloria, solo seguimos a la espera de obras, que nunca llegan y si llegan, son hechas al susto y al apuro, para justificar las metidas de mano y las controversias.