Dos extranjeros que recorren el mundo haciendo YouTube libre con la investigación musical están en Latacunga y compartirán sus experiencias en el club de lectura del proyecto Ciudad Lectora, en la cafetería El Gringo y la Gorda a las 17:00.

El club de lectura del proyecto Ciudad Lectora cada vez se va consolidando y la intención es unir a más personas que tengan gusto por la lectura, la cual está ligada al arte. Hoy a la cafetería El Gringo y la Gorda  llegarán  dos argentinos. Dan que es periodista y Marianela actriz, pero son  dos cantautores que están dando la vuelta por América Latina, haciendo YouTube libre con la investigación musical. En su momento estuvieron en Bolivia, Argentina y  Perú y actualmente están en  Ecuador y en  Latacunga, para averiguar sobre  la música tradicional.

Esta travesía les ha llevado a conocer al latacungueño Lalo Freire, dedicado a promover la lectura en esta ciudad y hoy estarán compartiendo su experiencia desde su ámbito en la cafetería El Gringo y la Gorda desde las 17:00, asimismo, lo harán el sábado pero a las 18:00, en que también está previsto que asista una comitiva chilena.

“A los integrantes no nos parece que el club de lectura sólo se dedique a los libros o a narrar, sino que también debemos expandirnos al arte musical”, explica Freire.

Destacó que a este proyecto se invitará a periodistas, poetas y a un sinnúmero de personas que desean ser parte de esta actividad. La semana anterior visitaron dos jóvenes: un punk y un integrante de los movimientos sociales. “Lo que se quiere es que la población se interese por conocer esta ciudad, pero no sólo la parte  patrimonial, sus iglesias o su gastronomía,  sino que también conozca y sienta lo que es ser parte de un club de lectura, manifestó Freire.

A decir de Lalo, durante estos procesos se van conociendo más ciudadanos y narradores como Patricio Viera, oriundo de San Sebastián. Invito a más personas a unirse, sin importar raza, edad ni sexo. “Si no hubiera encontrado la venta de libros y la afición por leer y escribir, realmente fuera un hombre muerto, lo que nos va a salvar es la cultura”.

Una de sus metas es que el club siga creciendo, por lo que ha dado paso a movilizarse hacia otros sitios. Ayer estuvieron en el Centro Cultural de Tanicuchí, en una mesa redonda hablando sobre la importancia de la juventud, este viernes han sido invitados a la escuela Ana Páez y Escuela José Lasso. Con estos resultados, el latacungueño está convencido que “la fe mueve montañas”. (I)

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here