El pasado viernes, una menor fue atropellada en el barrio Oriente en la comunidad de Yanayacu, han pasado varios días y familiares indican que no reciben el apoyo de la compañía responsable del hecho, por ello realizaron una marcha, en donde piden a las autoridades competentes justicia.

Ricardo Almache, representante del barrio Oriente de la comunidad de Yanayacu, indicó que se encuentran muy consternados por el atropello a una menor de edad del barrio, “fue muy lamentable ver como quedo la niña, luego del atropellamiento los representante de la Cooperativa llegaron y manifestaron su voluntad de enfrentar el problema, es obvio que en los momentos de dolor, los familiares la trasladaron a una casa de salud, la sorpresa fue que el día sábado en la audiencia se negaron hacer un acercamiento y proponer un arreglo, lo que pedimos es que se haga conciencia y se haga justicia, la niña está en estado crítico en una casa de salud, los costos son elevados, porque los médicos han indicado que la niña debe ser intervenida varias veces y que la rehabilitación va a ser larga, igual dicen que será costosa, por ello nos hemos unido en solidaridad con los vecinos para exigir que se haga justicia y se ayude a la niña”.

A esta marcha asistieron dirigentes y moradores de la comunidad, Segundo Vega, presidente de la comunidad de Yanayacu, hace un llamado a los dirigentes de la compañía de buses para que se solidaricen con la familia y asuman su responsabilidad, “estamos aquí participando en una marcha porque pedimos a los jueces que revean, dicen que la niña ha tenido la culpa, la niña no tiene la culpa, la niña tiene todos los derechos”.

Antonio Llamba, familiar de la menor señaló, “lo único que queríamos es el apoyo para la recuperación de la niña, el pedido formal es que vuelvan a revisar y revean la audiencia, como dirigente tenemos muchas quejas de los ciudadanos en contra de los buses que llegan al barrio, les recuerdo que van llevando seres humanos, además los buses tienen muchos percances, todo eso exigimos que se mejore el servicio, pero principalmente se cubra toda la recuperación de la niña que está en la casa de salud entre la vida y la muerte, pedimos que la Fiscalía revea la resolución”.

Edison Guayta, padre de la menor pide justicia “yo les pido de todo corazón que se haga justicia, que me ayuden a salir con mi niña que esta delicada de salud, los señores de la cooperativa no quieren hacerse cargo del accidente, mi niña esta grave, solo esperamos un milagro para que salga adelante, mi niña se baja del bus, el chofer y el controlador estaban adelante sin percatarse que mi niña no se bajaba bien, ya cuando le arrastran varios metros se dan cuenta que mi hija se cae del bus”.     

Juan Velastegui, representante de la compañía de buses Molehambato, señaló que desde el primer instante están presentes para buscar una solución, “hemos estado aquí desde el día del accidente, hemos hablado con las familiares, aquí hay una responsabilidad compartida, mire aquí falta mucha cultura vial, los adultos cometemos muchas imprudencias, no se diga una niña, la menor se baja del bus y se cruza corriendo, sobre este percance tiene conocimiento el SIAT y saben el grado de responsabilidad de las partes, han venido los dirigentes de Yanayacu y les hemos invitado para escucharles, tienen todo el derecho en hacer una marcha y exigir justicia, pero que lancen piedras y rompan los vidrios eso ya no es reclamo”.

Finalmente, señaló que por un deber moral están dispuestos a dar el acompañamiento, “hemos hablado con los papás, pero ahora nos dicen que hay que arreglar con los tíos, es decir ya hay un interés de terceras personas, no sé qué quieren sacar, el accionista está dispuesto en apoyar, no les hemos abandonado”.