Locales del centro comercial lucen con poca afluencia de compradores. FOTO N.CH. LA GACETA

Comerciantes del centro comercial exponen su preocupación por la reducción en sus ventas, éste no sería el primer feriado que trabajan a pérdida.

El Centro Comercial Popular El Salto con poca afluencia en el feriado, con mucha preocupación Rosa Morocho, presidenta de los comerciantes, explicó que no es el primer feriado que sus ventas se ven afectadas pese a ser días de feria (sábado y martes) pero que la ciudadanía opta por salir de la ciudad a otras provincias e incluso fuera del país por lo que no hay mucho movimiento económico.

En ese marco la dirigente de los comerciantes mencionó que por varios años han solicitado la reducción del canon del arriendo de los 403 locales del Centro Comercial, para de esa manera tratar de seguir sobreviviendo.  “De los 403 puestos, actualmente se encuentran ocupados 380 locales, el resto se ha ido a las calles”, aseguró la comerciante.

Manifestó que desde el inicio han insistido que el costo del arriendo que oscila desde 100 hasta 400 dólares de acuerdo a la ubicación y dimensión del local, son exagerados a diferencia de otras ciudades, además pidió al municipio buscar estrategias para apoyarles a incrementar sus ventas como lo habría hecho con la feria nocturna que se desarrolla los sábados en la noche en San Sebastián y de la feria de ropa de La Laguna.

Morocho dijo que una de las ayudas que el municipio podría darles es que en los feriados no se cobre por el estacionamiento tanto del centro comercial como en el Mercado Cerrado para que de alguna manera el cliente vea que puede ahorrar y comprar más.

Recordó que uno de los argumentos de las autoridades para no reducir el costo del arriendo sería que aún mantienen el préstamo que se hizo para la construcción de la edificación, sin embargo esa dejará de ser una excusa en julio “ya terminamos de pagar la deuda y esperamos modificar muchas cosas”, agregó Morocho.

Otro de los pedidos que los comerciantes realizan a las autoridades municipales es que haya más control a los informales que en su mayor parte son de fuera; pero que restan ventas a sus negocios “parece que en el feriado también los policías municipales van a descansar y no hay control”, agregó.

Con preocupaciones y todo, dijo que están preparándose para la temporada de madres, pues realizarán grandes descuentos con el propósito de salir de la mercadería adquirida en los meses anteriores y que van pasando de moda “la promoción lo haremos con nuestros propios recursos”, sostuvo. (I)

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

20 − siete =