Centro Comercial Popular “El Salto”. FOTO W.C. LA GACETA

Paralización de las gradas, desgaste de la pintura, inseguridad, puerta de ingreso del centro comercial por caerse, entro otros problemas, generan malestar y preocupación entre los comerciantes del centro de comercio de El Salto, problemas que afectan el nivel de ventas.

Alberto Toapanta, comerciante del lugar, señaló que el problema mayoritario del centro comercial es el tema de las gradas, pues al encontrarse inhabilitadas se pierde clientela. Dijo que las gradas son el ingreso principal a todos los locales del centro comercial y además, es preocupante que pese a que las gradas estén paralizadas, las personas les siguen dando uso y eso genera que se dañen aún más.

Toapanta comentó que han realizado llamados al Alcalde y al Administrador del lugar, para que se dé solución a este tipo de problemas. “Nosotros como arrendatarios, también tenemos el derecho de exigir a la autoridad, así como ellos nos exigen que estemos al día con nuestras obligaciones”, expuso.

Además, hizo el llamado a la Policía Nacional y Municipal, para que aporten en la seguridad del lugar, para que los consumidores puedan realizar compras de manera segura y colaboren en la erradicación de algunos problemas del centro comercial.

Jorge Quiroga, otro comerciante, comentó que este tipo de problemas afectan a todas las personas que expenden sus productos en el sector, pues mientras no haya una buena infraestructura en el centro comercial, los compradores no ingresarán y como alternativa, los vendedores han optado por comercializar sus productos en otros lugares, generando que algunos locales del centro comercial se encuentren cerrados.

Actualmente los comerciantes pagan entre 140, 170 y 300 dólares mensuales  de arriendo, dinero que a través del GAD municipal, es transferido al Banco del Estado, para cancelar el préstamo que mantienen con la entidad financiera.

En este sentido, Quiroga dijo que los comerciantes se encuentran al día en estos pagos, aunque en algunas ocasiones tengan que solicitar préstamos para cubrirlo, por lo que exigen a las autoridades se les dé prioridad y apoyen en el arreglo de gradas, en la limpieza y en el mantenimiento de la infraestructura.

Acotó también, que otro de los problemas que enfrentan es el comercio informal que se genera en la ciudad, con mayor frecuencia en los días sábados en la avenida 5 de Junio y en la calle 2 de Mayo, al igual que en la calle Juan Abel Echeverría y en el ingreso al centro comercial. Solicitó que se emita algún tipo de ordenanza, que impida esta actividad en la ciudad, así como un mayor control por parte de la Policía Municipal.

Los comerciantes esperan que una vez culminado el pago de este préstamo, se regulen los contratos de arriendo y bajen el costo de cada puesto. (I)

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

tres × 2 =