Marcelo Mogro, guiador general. FOTO W.C. LA GACETA

Sin embargo de no estar de acuerdo con lo expresado por el Mama Negra, el Guiador General reconoció  que existieron ciertos  cortes en el desarrollo de la comparsa, aquello se debió a la cantidad de gente y que para la apertura del desfile no se ubicó una banda.

Marcelo Mogro, responsable de los guiadores de la Mama Negra, respecto al cuestionamiento por parte del Mama Negra 2018, que dichas personas no cumplieron con su papel dentro de la fiesta el pasado sábado 3 de noviembre, dijo que durante la comparsa hubieron interrupciones en lugares específicos del recorrido como la Quito que  conecta  con la Gabriela Mistral, en la Quijano y Ordoñez, por el sector de la escuela Isidro Ayora.

Respondió que los cortes se da por la cantidad de gente, sin embargo los guiadores hicieron los esfuerzos para que no se corte la comparsa, asimismo dijo no estar de acuerdo con las declaraciones de Marco Herrera, Mama Negra, apuntó que el trabajo de los guiadores contó con el apoyo de alrededor de 100 personas de la ESPE-L, por ello dijo discrepo mucho con lo manifestado por el Mama Negra, aseguró que personalmente acompañó al Mama Negra hasta  el final del desfile.

Respecto a que algunos guiadores estuvieron bajo los efectos de algo de alcohol, “no sé cómo el Mama Negra pueda calificar aquello, o estuvieron o no estuvieron, dijo Mogro, comentó que al final de la comparsa, todos los guiadores fueron invitados a su casa para que se sirvan una comidita, sitio donde festejaron supuestamente el buen trabajo realizado, pero que pena que exista un comentario adverso a su trabajo, y que no haya sido valorado el trabajo realizado por los guiadores.

Marcelo Mogro, señaló que 43 guiadores trabajaron en la coordinación de la comparsa, cada guiador tenía bajo su responsabilidad dos comparsas, dos séquitos y dos bandas, por lo tanto, el trabajo no era difícil, por ello considera que el desfile pudo haber retrasado más de una cuadra, sin embargo reconoció que si hubo interrupciones pero obedecen al tema de los honores que realizan los participantes a la virgen de La Merced.

Asimismo, lamentó la falta de ubicación de una banda para que abra el desfile, por lo tanto el avance fue demasiado lento por parte de los capariches, lo que generó problemas desde el inicio.

Mogro, señaló que los guiadores no se deben a las autoridades, el trabajo que cumplen es de forma desinteresada, los uniformes, transporte, alimentación corre de mi cuenta, además aclaró que no reciben un solo centavo por la actividad realizada, apuntó que dicho trabajo viene cumpliendo por el lapso de 36 años, que inició a través de su  padre.

Indicó que el presente año, a los guiadores no le permitieron acceder a las reuniones de coordinación de la fiesta, desconozco porque lo hicieron tan secreta, recordó que el reparto del trabajo recién fue entregado el sábado a las 08:00 y sabían qué lugar nos correspondía, estas cosas no están bien apuntó.

Manifestó que al Capitán le faltaron dos bandas y frente a dicha necesidad solicitó a Cristian Montenegro para que ayuden con las bandas que terminaron el desfile, pedido que fue negado por dicho funcionario, recordó que la Unidad Educativa Vicente León, La Maltería se quedaron sin banda, que pena que este tipo de cosas hayan sucedido. (I)

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

7 + 17 =