Los operativos de control están enfocados a evitar cualquier tipo de inconvenientes en el nivel de las competencias que tienen, por lo que con base a denuncias de un presunto desabastecimiento del gas de uso doméstico o GLP, desarrollaron un operativo de control, en el que encontraron que varios locales de negocios de comida, utilizan el cilindro doméstico. En un próximo operativo, inspeccionarán que utilicen los cilindros industriales.

Gerardo Villagómez, intendente general de Policía, dio a conocer que la mañana de ayer realizó un operativo de control, en el que visitaron a los distribuidores y el centro de acopio, además de los negocios que estarían infringiendo la normativa. Evidenció que a pesar de existir un retraso  en la distribución, sin embargo se está vendiendo de manera normal el gas de uso doméstico.

Dio a conocer que algunos distribuidores se están quedando desabastecidos, por lo que no saben en dónde se está especulando con el gas de uso doméstico, iniciando una revisión a cerca de 18 negocios, entre los que se encuentran restaurantes, picanterías, negocios de comida rápida, entre otros, en los cuales pudieron evidenciar, que se está incumpliendo con la normativa, al estar utilizando los cilindros de uso doméstico, debiendo utilizar los tanques industriales.

Explicó que los propietarios de los negocios fueron citados y la vez les explicaron que está prohibido que el gas de uso doméstico se utilice para los negocios. En el segundo operativo que realizarán, serán sancionados, ya que les han dado un plazo para que adquieran los cilindros de uso industrial, para evitar el posible desabastecimiento.

Manifestó que el intendente no es una autoridad sancionadora, sino sociabilizadora, pero si los ciudadanos no acogen las observaciones realizadas, procederá a sancionarles, por lo que en los próximos días, desarrollarán un nuevo operativo de control y si existe incumplimiento, decomisarán los cilindros de gas. (I)

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

15 + tres =