La Dirección de Obras Públicas del GAD Municipal de Latacunga, anualmente cuenta con 300 mil dólares para vialidad. Actualmente, al disminuir en algo las lluvias, trabajarán en las vías que han sido afectadas, tales como la Av. Amazonas y la Av. Cotopaxi. Una cuadrilla estará  los fines de semana, para no obstaculizar el paso vehicular.  

Las lluvias han calmado un poco y eso ha dado la posibilidad de trabajar en rebacheo  y sello asfáltico, en las diferentes calles que fueron afectadas, tales como la Av. Unidad Nacional, cerca del Puente de la Galo Torres, así como también desde la calle 2 de Mayo hasta la Av. Amazonas y General Proaño, de igual manera en Lomas de Tiobamba y calle Isla Seymour, informó  Sara Salinas, directora de Obras Públicas del GAD Municipal Latacunga.

Actualmente se enfocarán en la Av. Amazonas y parte de la Av. Cotopaxi. Según Sara Salinas, uno de los mayores inconvenientes es no  poder utilizar la vía en su totalidad. “Nosotros bacheamos, llueve, los vehículos vuelven a pasar y eso no permite que la obra pueda funcionar adecuadamente”. Reiteró que no pueden cerrar las vías y como opción han decidido con una cuadrilla,  laborar los fines de semana por la tarde,  para evitar los inconvenientes.

Salinas indicó que anualmente tienen un presupuesto de 300 mil dólares, lo que permite la compra del material bituminoso y pétreo, además de los adoquines y el cemento que facilita el mejoramiento de aceras y bordillos, así como los adoquinados.

Uno de los inspectores es quien se encarga de hacer el chequeo del estado de las vías en la parte central. En las juntas parroquiales, los presidentes son los que se encargan de indicar las necesidades en torno a este tema, comunicó la Directora de Obras Públicas.

No obstante, solicitó a la ciudadanía acercarse a sus instalaciones ubicadas en El Niágara, para dar a conocer las quejas sobre el mal estado de las vías y dar solución al inconveniente.

Carolina Balseca, mujer conductor, comentó  que las vías siempre han estado en mal estado. Los vehículos son los que sufren las consecuencias y por ende el bolsillo de sus dueños, ya que se dañan los paquetes los amortiguadores. “Esquivamos un hueco y caemos en dos”. Consideró que la Alcaldía “ya debe tomar cartas en el asunto y dar una solución, pues los latacungueños pagan para poder tener una circulación adecuada”, finalizó. (I)

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

2 × 2 =