El tiempo vuela, en un abrir y cerrar de ojos estamos en el mes de marzo, en pleno Carnaval y a veinte días de las elecciones seccionales, que ha presentado el récord histórico de más candidatos a las diferentes dignidades.
El Carnaval tradicionalmente fue un momento importante de reunión familiar y entre amigos; un espacio de risas y juego, de bromas, de talco y agua. Todo esto aderezado por las delicias de nuestra gastronomía local, que nunca han dejado indiferentes a los paladares de propios y extraños.
Ahora las cosas han cambiado mucho y en estas fechas, desde el propio Ministerio de Turismo se fomenta el turismo interno hacia las provincias vecinas que desde hace años han logrado estructurar unas fiestas de enorme importancia cultural, como la Fiesta de las Flores y las Frutas o el Carnaval de Guaranda.
Desde hace algún tiempo, el Municipio de Latacunga organiza el Pregón de Carnaval que tiene una importante acogida entre los locales, una fiesta que debe seguir fortaleciéndose, pues es evidente que la ciudadanía necesita estos espacios para identificarse con su medio. También destaca la celebración de la Santa Cruz de La Laguna que año a año se desarrolla bajo el auspicio y entusiasmo de los moradores del populoso y tradicional barrio.
Pasadas las fiestas deberemos enfocarnos en una realidad, y es que de nuestro voto dependerá el futuro de nuestras ciudades y provincia: las elecciones seccionales son una oportunidad única para dar un giro a la situación y mejorarla.
Las elecciones seccionales se celebrarán el 24 de marzo de 2019 para designar en el caso de Cotopaxi: 1 prefecto, 1 viceprefecto, 7 alcaldes, 22 concejales urbanos, 21 concejales rurales, 165 vocales principales de las juntas parroquiales y 7 consejeros del CPCCS. Es un tiempo para reflexionar.(O)