Durante la reunión ejecutada. (Foto SNAI)

Un total 2.100 Personas Privadas de Libertad (PPL) del Centro de Privación de Libertad (CPL) Cotopaxi se matricularon en la Unidad Educativa Monseñor Leónidas Proaño.

El eje de tratamiento educativo, a través de sus promotores, ingresaron a cada una de las etapas del Centro de Privación de Libertad (CPL) Cotopaxi, para inscribir a las personas privadas de libertad, (PPL), que deseaban matricularse en los diferentes niveles de la Unidad Educativa Monseñor Leonidas Proaño; 2.100 PPL retomarán sus estudios.

“Nos complace saber que cada vez son más las personas que toman esta gran decisión. Estudiar, sin duda alguna, aportará a su rehabilitación y a su vida personal. Nosotros aunaremos esfuerzos con el Ministerio de Educación para garantizar este derecho a la población penitenciaria”, expresó Wilson Jiménez, coordinador del eje de tratamiento educativo del CPL Cotopaxi N°1.

Para el registro de las PPL, cada promotor educativo levantó una base de datos con sus nombres y apellidos, número de cédula y nivel de educación. Posteriormente, este eje de tratamiento convocó a una reunión a todos los docentes de la Unidad Educativa Monseñor Leónidas Proaño, para definir la metodología que se aplicará en este periodo lectivo; así como, también, para seleccionar a las y los internos que también colaborarán como docentes de apoyo, a fin de fortalecer el aprendizaje de todos los estudiantes.

Fernando O., interno, comentó que: “El SNAI siempre nos da oportunidades para rehabilitarnos, sobre todo a través de los estudios, por lo que ya está en nosotros aprovechar para obtener buenos resultados y ser un ejemplo para nuestra familia y compañeros”.