Es increíble escuchar las declaraciones del expresidente cuando se incomoda porque dice que con la nueva consulta popular habría la posibilidad de cambiar al Fiscal de la Nación.
No se entiende esta actitud de parte de un exmandatario, como dice el dicho “el que nada debe, nada teme”, por qué tiene tanta indignación este personaje, el que siempre ha pregonado acerca de la gran obra que hizo y la honradez que existió en su mandato.
Esto simplemente demuestra cómo fueron manejadas las cosas en dicho gobierno y ahora que hay una gran posibilidad de que la situación cambie, llegan los sustos de que salga la verdad a la luz pública.
Recordemos que en casos como el de Odebrecht la información de corrupción y coimas no llegó por parte de la fiscalía ecuatoriana, la misma llegó desde Brasil; se recordará que, en las sesiones de transición de este nuevo gobierno, uno de los invitados fue el fiscal Baca, algo que sin duda evidenció que existe alguna relación entre el actual y el pasado gobierno.
Si en este país las cosas no cambian dando paso a una verdadera consulta popular, en donde radicalmente se le dé un giro a la situación actual, difícilmente se verá algún día la luz del progreso al final del túnel.(O)

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

20 + 13 =