El tema de la reactivación económica es un asunto que ya no puede seguir esperando. En lo que respecta a la construcción, todos sabemos que el infundado estado de excepción que se declaró por el Cotopaxi, pulverizó prácticamente a este sector; el MIES que ha permanecido en veremos, por casi tres años, lo que significa un perjuicio millonario para la economía local, cuantas fuentes de empleo se perdieron con este asunto, las ordenanzas en el tema de la construcción han sido sobredimensionadas y la mayoría de sectores en vías de desarrollo de Latacunga, han quedado en el olvido, la gente pide a gritos que se revea esta situación, hay muchos sectores que difícilmente podrán ser afectados de gran manera y sin embargo no pueden desarrollarse por este asunto.
Recordemos que existen muchas ciudades en la tierra que se encuentran en sitios de riesgo, ya sea por tifones, huracanes, erupciones, terremotos etc, etc; pero esto no ha sido obstáculos para que la vida continúe y estos mismo lugares con las debidas precauciones se sigan expandiendo.
No podemos permitir que en Latacunga el tema de la construcción generadora de empleo, siga congelado, no podemos descuidarnos de lo que podría ocasionar nuestro enorme coloso, pero también debemos recordar que, al otro día de la última erupción, hubo matrimonios, nacimientos y muchas cosas más que son claros indicadores, de que la vida sigue y hay que adaptarse a las circunstancias.(O)

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

16 + 12 =