Una vez más el egoísmo capitalino de llevarse las compañías de carga hacia su poco preparado aeropuerto, ha causado una serie de inconvenientes, nuevamente no ha podido dar abasto a la gran demanda de las floricultoras, las que han tenido que dejar parados a los camiones refrigerados en las afueras del aeropuerto, porque las bodegas que tiene no abastecen la demanda actual, a esto se suma la falta de aviones por esta alta temporada, lo que ha ocasionado un caos terrible que está poniendo en riesgo la producción de muchas empresas, para las que esto podría significar hasta la quiebra.
No sabemos a qué están jugando los representantes de Tababela, pero no entendemos para qué adquieren a la fuerza más responsabilidades si no puede cumplir con las mismas; esto en lugar de ir en benéfico de este aeropuerto, lo está desprestigiando aún más, sin duda que luego de este problema vendrá la respuesta del gremio floricultor que sin duda no será la mejor.
Nadie entiende esa desesperación de los capitalinos, por quitarnos las frecuencias de Cargolux y otras, que trabajaron tranquilamente por años en nuestra terminal sin ningún problema y ahora luego de estos acontecimientos, sin duda esas empresas estarán extrañando el trabajo descomplicado y efectivo que se realizaba desde nuestra terminal. (O)

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

cinco × dos =