Oswaldo Coronel representante de Locoa Farms. Foto: W.C./LaGaceta

Es importante que autoridades y floricultores en conjunto gestionen la operatividad de la terminal de la ciudad por lo menos para ciertas temporadas permitiendo que la flor de Cotopaxi salga a los mercados internacionales por el aeropuerto de Latacunga y evitar poner en riesgo un producto perecible como es la flor y evitar que en Quito espere horas para ser enviada, apuntó Coronel.

Oswaldo Coronel, representante de Locoa Farms, por su parte dijo que la industria de la flor en los últimos años ha perdido competitividad; sin embargo resalta que para el sector una de las fechas más importantes donde se incrementan las ventas es San Valentín, época en la cual venden el 25 por ciento de la flor del 100 por ciento que es comercializada en el año.

Recordó que según datos de Expoflores, las ventas en el presente año se mantienen en el mismo porcentaje del año anterior, 16 toneladas, apuntó que el precio en relación al año anterior ha disminuido ligeramente, por lo tanto la industria no ha tenido crecimiento el presente año, dijo, obedece a la serie de medidas tomadas por el Gobierno.

El mercado natural de la flor ecuatoriana son los Estados Unidos con un 60 por ciento, 30 por ciento llega a Europa y Rusia y el 10 por ciento se reparte entre los países de Sudamérica, Centro América y Australia, frente a ello Coronel ve con beneplácito el pronunciamiento de las autoridades del Ecuador de retomar conversaciones con el mercado de los Estados Unidos.

Manifestó que el tema logístico ha sido complicado para los exportadores de flores en esta época, con la disminución de vuelos, significa que existe menos espacio para la carga, producto de lo cual la flor ha tenido que esperar por el lapso de un día y medio en los cuartos fríos o en los pasillos de las agencias de carga. Llama la atención que las flores en Quito tienen que esperar su turno para el envío, mientras tanto la terminal de Latacunga continúa durmiendo el sueño de los justos sin ser utilizada.

Frente a ello sería importante que las autoridades y los propios floricultores gestionen la operatividad de la terminal aérea de la ciudad para ciertas temporadas y permita que la carga de la provincia salga por Latacunga, lo que significaría un ahorro en tiempo y calidad, y disminuir el riesgo de poder perderse la flor porque es un producto perecible.(I)

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

3 × uno =