Hablar de la conservación de los páramos, no es un asunto de moda o un tema políticamente correcto. Es una realidad de enorme trascendencia y actualidad porque de las decisiones que se tomen ahora dependerá el futuro.

La comunidad recibe con esperanza la declaratoria de 165.5 hectáreas del Municipio de Latacunga en los páramos de Santa Elena como de Área de Recarga Hídrica.

Se conoce que objetivo es realizar un modelo para que el resto de propietarios de estos páramos se sumen para convertir esta área en una zona hídrica de 3.000 hectáreas. 

La preservación de este espacio total beneficiaría directamente al cantón Latacunga, con agua para consumo y riego para el sector rural.

Muchos proyectos pendientes y que deben consolidarse como una política pública para que al cambio de autoridades continúen. En la preservación de los páramos está el futuro del agua.