En la Feria de Emprendimiento e Innovación se presentó este proyecto. FOTO M.S. LA GACETA

Dos estudiantes de Electromecánica de la Universidad Técnica de Cotopaxi como proyecto de tesis presentan el brazo robótico con control neuronal, tras agrupar y analizar todo tipo de objeto para que personas que tienen una discapacidad puedan adaptarla a su estilo de vida.

La prótesis de mano robótica tiene beneficios como la movilidad, también permite sujetar objetos, funciona a través de un control neuronal, el cual ayudará a realizar las actividades como cualquier persona normal. La mano tiene la capacidad de cumplir con varias actividades, por ende es importante el peso, la forma y el tamaño de la misma permitiendo que la persona se adapte con facilidad.

Edwin Betún, estudiante de Electromecánica, manifestó, que el cerebro emite señales eléctricas lo que permite al prototipo tener movilidad, el mismo cuenta con un dispositivo captador de dichas señales y para lo cual se utiliza un dispositivo bluetooth para la transmisión de datos y una vez transferidos las identificaciones se conecta un micro controlador y depende de la programación le permite realizar distintos movimientos de la mano ya sea abrir o cerrar.

Este proyecto llevó a los jóvenes a desarrollarlo durante un año y aún siguen trabajando ya que su propósito es sacarlo al mercado, pero con mejoras bastantes sustanciales debido a que el brazo todavía presenta pequeñas dificultades en cuanto al control, para esto están con un nuevo diseño con diferentes sensores para que el control sea bastante estable y así las personas puedan manejar con una facilidad.

La percepción de los estudiantes es que la ciencia avanza para facilitar la vida de las personas con discapacidad y lo que quieren es que este aparato sea adaptado tanto para niños como para adultos.  A decir de Betún hay personas que por su discapacidad cuentan con el antebrazo, pero también hay otros que nacen con el 75% del antebrazo y la parte superior lo que hoy quieren es completarlo por ende hacer dos tipos de prótesis: la una que iría encajado en la parte del antebrazo y la otra en el codo, antebrazo y la mano.

Para la ejecución de este trabajo la parte más difícil que les resultó ha sido en cuanto a la captación de las señales y procesamiento de las mismas y también el diseño al tener ciertos grados de libertad y del cual deban adaptarse a cada movimiento.

Inicialmente este primer prototipo lo comenzaron cuatro estudiantes; pero en este momento lo ejecutan dos como proyecto de tesis. Los implementos como el dispositivo captador de señales lo importaron de Estados Unidos, mientras que la universidad les ayudó con la impresora 3D, asimismo adquirieron el filamento y los demás componentes electrónicos en la ciudad.

Para sacar adelante este plan adhirieron a estudiantes de Contabilidad y Auditoría quienes les ayudaron hacer un plan de negocios, Josep Valencia estudiante de esta carrera, exteriorizó que comenzaron haciendo encuestas para ver cuán factible era la ejecución de este proyecto y constataron que tenía una gran aceptación en el mercado.

Por ello que este nuevo e innovador implemento tendría un costo de 468 dólares con un precio de venta de 528 dólares. “Fue pensado porque existe personas con discapacidad, entre las más severas está el perder un brazo o una pierna”. (I)

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

5 × cinco =