Es de enorme aliento que la vacunación vaya llegando a los puntos más lejanos de la geografía local. En el caso del Quilotoa abre sus puertas al turismo nacional y extranjero, más de 470 personas involucradas con el sector han sido inmunizadas.

El objetivo de las comunidades enfocadas al turismo en el sector, es dar al turista las garantías de una estancia positiva en medio de estrictas medidas de bioseguridad. Según han manifestado los promotores de la zona, poco a poco se va recobrando la normalidad.

Sin embargo, la falta de información adecuada ha hecho que muchas personas se resistan a la vacunación, por ello es de vital importancia que tanto autoridades como promotores turísticos animen a la población a alcanzar este objetivo y de esta manera garantizar que las actividades turísticas no se suspendan por un brote del virus, que cada día alcanza nuevas mutaciones. (O)