– Llegó el día en que el presidente Lenin Moreno Garcés gobierne los destinos de la Patria. Creo que el voto popular le pone en el lugar y en el momento preciso, y el pueblo se presta con afán a un cambio civilizado de forma de mandar, pues el señor Presidente ha dado signos inequívocos de estar abierto al diálogo, con honestidad y consideración a los adversarios políticos, sin desplantes ni calificativos. Esto genera esperanza. Por lo menos, ya no se escuchará el desmadre y la confrontación de las sabatinas. ¡Se acabaron! Con el mensaje presidencial se recupera la libertad de expresión, y en el horizonte brilla su anuncio de ser respetuoso con las otras Funciones del Estado, a las que el antecesor controlaba como si fuera hacienda propia. ¡Qué sosiego se siente a partir de este 24 de Mayo! ¡Qué clima de paz recorre la nación! Anhelamos que los cuatro años que administre Lenin (el bueno) pasen a la historia como la época de mayor concordia y de unidad nacional. Así hace prever su esperado anuncio de que se revisará primero la Ley de Comunicación, y que se lo hará no sobre los periodistas, sino con los periodistas, al igual que los demás cuerpos normativos de la República. Sin ser catedrático, Lenín (el bueno) sienta cátedra de humanidad y de madurez.
– “Transitar por las calles de la ciudad es un problema debido a la gran cantidad de baches” (La Gaceta, 19-5-2017, p.7), declara la señora concejala Gladys Vaca, pues huecos y baches invaden el panorama de las calles de la ciudad por culpa de este invierno. Expresó que la Comisión que preside entregará un informe al Alcalde recomendando el bacheo y el asfaltado, y que como concejala pedirá que en el Presupuesto se haga constar un rubro importante para el año 2018, para así poder atender la parte urbana de la ciudad. Bueno el compromiso de la señora concejala. Sugiero que hasta que llegue el 2018, pongamos zancas a los carros y a los peatones para poder pasar los baches y los huecos. ¿Qué les parece la idea?
– Y ‘aura’ que aparece la señora concejala con eso de los huecos, me acuerdo que la misma dignataria también preside otra comisión municipal, la de protección ‘animalística’ (así creo que se denomina esa Comisión, y si no atiné con el nombre, que me perdone). Aprovechando su entereza para solucionar los problemas ‘bachísticos y huecólogos’, le rogamos que también encuentre solución a los problemas ‘popólogos’ de los ‘perrólogos’. ¡Púchicas!, es espantoso recorrer las calles y plazas de esta ciudad de Tacunga,  pues por donde se camina, se topa con jaurías de perros, y más parece que los dueños de los cánidos -para ahorrarse la comida- les abren las puertas de sus casas a fin de que salgan a deambular por la urbe en busca de alimento, y por las noches les ‘vuelven’ a abrir las puertas para que descansen con la barriga llena de tanto desperdicio que consumen, desperdicios que no descargan en las casas de los dueños, sino en las veredas, en las calzadas, en los parques, y muy por la mañana. Yo creo que tiene que sancionarse a los dueños insensatos de estos animales, que se portan peor que los mismos perros.
– Me levanto muy temprano a hacer deporte de ‘alta competición’ (igualito que el Jami en la propaganda de la Cacpeco); eso de levantarme temprano es por dos cosas: una, porque a mi edad no se puede dormir pasadas las cinco de la mañana; y dos, porque estorbo en la ‘caleta’. Y agregaría una tercera: el deporte de ‘alta competición’ que hago es para mantenerme sano y sin achaques, procurando ganarle unos añitos más a la vida -si antes no me gana la muerte-; por esto recorro las calles estrechas y mal olientes, hechas un chiquero y llenas de KKs de los perros. Una mañana regresé remellado y ‘fragante’ a mi casa; mi mujer -al notarme tal si fuera un Cristo- se asustó y me preguntó: -¿Qué te pasó Lucho?-; yo le respondí: “-las KKs de los perros esparcidos en las calles por donde voy haciendo deporte de ‘alta competencia’ se habían encharcado con las lluvias, por lo que se pone muy resbaloso el piso, esa es la causa de mi caída y ensuciada-”; ¡chucta!, respondió la Samba, -a tu edad tendrás más cuidado con las KKs de los perros-; le dije, -sí Sambita, ya no es fácil caminar por las calles haciendo ejercicio de ‘alta competición’, vieras qué bravos son los perros: a cada paso tratan de morderme, parecidos al de Pujilí-.
– Sugiero a la señora concejala que exija a los dueños de los animalitos ponerles un escusado a cada canino en la parte que derrama el líquido sinovial, porque las fundas con las que algunos responsables recogen las KKs de su querida mascota, están hechas caliche, da asco su manejo.
– – ¿Han visto las siluetas del señor Alcalde y de algunos concejales (concejales dije, no concejalas)?, parece que en su cintura llevaran incorporada una boya. Con todo comedimiento (y no por metido) les sugiere este atleta de ‘alta competición’: si quieren bajar ese ‘mondongo’, levántense temprano y recorran las calles caminando o trotando, así, de paso tendrán buena salud y verificarán en el sitio que lo relatado (sucia y llena de perros está la Tacunga), es la cruda verdad. Al menos, ese concejal pequeñito, con esa figura casi esférica ya parece todo, todo…..hishpapuru.

Hasta la próxima parada, donde me deje el Tren Bala (O)

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

5 × cuatro =