El tiempo pasa y no hay como detenerlo. Si hoy estamos a principios de año, pronto estaremos al final y entonces cabe preguntar lo que se ha hecho, bien está preguntar entonces a ciertas autoridades qué mismo han hecho en el transcurso de estos días.

Bien sabemos lo que debe realizarse y también que los plazos son cortos, todo es historia. No es solamente de llegar al puesto apetecido, sino justificar esa presencia con obras.(O)