La lactancia materna facilita el normal desarrollo de los recién nacidos.

Desde el 1 al 7 de agosto se recordó la semana de lactancia materna, con el objetivo de incentivar a las madres a alimentar a los recién nacidos, única y exclusivamente con su leche.

La Semana Mundial de la Lactancia Materna, se celebra todos los años del 1 al 7 de agosto para fomentar la lactancia materna y mejorar la salud de los lactantes en todo el mundo, para este año se escogió el tema “Lactancia Materna, hagamos que sea posible”, por eso la importancia del inicio tempranode la lactancia materna, como la base para una buena salud tanto en los bebés como en sus madres.

Tradicionalmente se ha considerado que la lactancia materna es solo competencia de la madre, pero cuando los padres, las parejas, las familias y la sociedad la apoyan, los índices de lactancia materna aumentan y es un trabajo en equipo.

El este contexto, los profesionales del Hospital Básico Sigchos, así como de las seis unidades operativas Chugchilán, Isinliví, Las Pampas, Palo Quemado, Sarahuasi y Sigchos, prepararon varias actividades que buscan concienciar a todas las mamitas y a sus familias sobre la importancia de la lactancia materna y sus beneficios tanto para la madre como para el niño, se realizó un concurso de videos educativos de lactancia materna, declaración de espacios amigables con la lactancia materna,  charlas en las diferentes salas de espera, proyección de videos, ferias de salud y sociodramas sobre los efectos de leche materna en el crecimiento y desarrollo de los niños/niñas.

La lactancia materna es fundamental en cualquier plan de salud materno-infantil, ya que disminuye el riesgo de diarrea, infecciones respiratorias, otitis, meningitis, muerte súbita, obesidad, varias infecciones y otros problemas de salud en el lactante. En el caso de la madre, la lactancia ayuda a reducir el riesgo de cáncer de mama y de ovario, al retrasar la reaparición de la menstruación ayuda a ahorrar hierro y con esto evitar la anemia.

 “La leche materna es el único alimento que necesita el bebé, la lactancia previene el hambre y la malnutrición en todas sus formas y asegurar la seguridad alimentaria para los bebés, incluso en momentos de crisis, todos tenemos un papel importante para asegurar el crecimiento, el desarrollo y la supervivencia de los niños alrededor del mundo” indicó Jorge Moncayo, especialista en promoción de la salud e igualdad. (I)