El sector avícola es afectado constantemente por el incremento desmedido del precio del maíz y la especulación. Si bien el precio de sustentación, fijado por el Gobierno a través del Ministerio de Agricultura y Ganadería (MAG) es de USD 14,60 y se aplica para el quintal de 45,36 kilogramos de grano amarillo duro con 13 % de humedad y 1 % de impurezas no se respeta.

En el mercado local actualmente es de USD 19,00, es decir, frente al precio referencial existe un incremento del 30.3 %, incluso se dice que para el mes de enero del 2022 el valor podría sobrepasar los USD 22,00.

Para el vicepresidente de la Asociación de Fabricantes de Alimentos Balanceados y Avicultores de Tungurahua. “ASO – FABAT”, Abraham Izurieta, la especulación sobre el alza del precio del maíz es un fenómeno local que afecta directamente a los avicultores, la falta de control a los especuladores e intermediarios, quienes acaparan el producto, es el principal problema que ocasionan la escasez del maíz con costos elevados. Izurieta además dijo que, “es necesario que los ministerios respectivos permitan que se pueda importar la materia prima, el maíz en el país debería estar ya desaduanizado para finales de enero y así frenar a los especuladores”, recalcó.

Mientras tanto, el presidente de la Unión de Productores de Huevos (Uniproh), Javier Corrales, indicó que, el inventario de maíz que tienen actualmente los pequeños avicultores es para dos semanas en promedio, por lo cual, se verán obligados a comprar a comerciantes a precios absurdos de USD 19,00, lo que significará un perjuicio directamente a los ecuatorianos que verán el incremento de los precios en los huevos y el pollo.

Corrales destacó además, que la cosecha de maíz terminó, por lo que la única solución es importar maíz, “No podemos beneficiar a los intermediarios en perjuicio de los agricultores, avicultores y pueblo ecuatoriano”, finalizó.