Esto le decimos porque Maduro solamente es una especie de parapeto para los militares que siempre se han creído dueños de la nación.

Ahora la cuestión de Venezuela es insostenible. Millones han abandonado su Patria para mendigar la supervivencia; su economía está por los suelos. Nada queda de la gran nación, cada vez su vida se hace más conflictiva y si una parte importante de los militares se ha puesto bajo el mando del nuevo gobierno, podemos decir que al anterior le quedan pocas horas.(O)